miércoles, 22 de junio de 2016

Claves para mantener un cutis perfecto en verano


Expuesto a multitud de factores que son agresivos y provocan un envejecimiento acelerado de las células, nuestro rostro necesita de cuidados para no perder luminosidad, elasticidad y energía. Ana Gallego, distribuidora oficial en España de la firma cosmética alemana Schrammek, nos advierte de los rayos ultravioletas del sol, la sal del agua del mar o el cloro de las piscinas, además de plantear una serie de cuestiones muy a tener en cuenta antes de marchar de vacaciones.
Con el calor, se dilatan los poros de nuestra piel. ¿Qué tratamiento recomendarías para eliminarlos?
Los poros de la piel se hacen más visibles debidos al acúmulo de células muertas e impurezas, por ello son más visibles en las pieles grasas. Lo mejor para mantenerlos controlados es limpiar bien nuestra piel. Aunque estemos de vacaciones, debemos seguir el protocolo de limpieza y protección de manera habitual. Los productos de la línea reguladora de Schrammek, por ejemplo, combinan activos que nos ayudan a atenuar y mantener limpios los poros, como el ácido láctico, la microplata o el epidermist, un exo-polisacárido de origen marino.
¿Con qué frecuencia recomendarías los peelings ante los cambios que sufre nuestra piel en verano?
Si tu piel es mixta-grasa, puedes realizarte una exfoliación semanal y cada quince días si tu piel tiene tendencia a seca. Puedes utilizar para ello un peeling suave, como el Perfect Skin Peeling de nuestra marca, que elimina las células muertas con gránulos de jojoba, pero debemos evitar la aplicación de exfoliaciones muy agresivas en la época de verano, ya que podrían salir hiper-pigmentaciones.
¿Cómo valoras el actual panorama de la cosmética centrada en esta época del año? (cremas solares, exfoliantes anti-manchas, auto-bronceadores, etc…)
Como todos sabemos, la piel está expuesta a los factores ambientales que surgen en cada estación. Por ello, las firmas de cosmética, que viven un momento óptimo pese a la crisis, lanzan cada temporada productos destinados al cuidado de la piel en cada momento, si bien es imprescindible valorar previamente la situación personal de cada persona, ya que puedes irte al Caribe en enero y necesitar un protector solar o si tu piel es mucho más sensible, mantener unos cuidados específicos durante todo el año, no solo en julio o agosto.
Si aplicamos protector solar en la cara… ¿antes o después del maquillaje?
Generalmente, los protectores solares combinan filtros físicos y químicos, y para que actúen de manera correcta, deben permanecer fijos sobre la piel. Por eso, si tenemos que aplicarnos otros productos de cuidado, debemos hacerlo previamente y esperar unos 15 minutos antes de aplicar el foto-protector. Únicamente podemos aplicar sobre éste, polvos matificantes con brocha y transcurridos esos 15 minutos.
¿Algún consejo para el contorno de los ojos, el cuello o el escote?
El área del contorno es una de las más delicadas, debido a la propia anatomía de la zona y al mínimo espesor de la epidermis, los movimientos repetitivos y el acto reflejo de abrir y cerrar los ojos con el sol, por lo que necesitan de un cuidado específico. Es imprescindible la aplicación de un contorno de ojos para hidratar y proteger. Para el cuello y escote, debemos buscar un serum rico en vitaminas y anti-oxidantes, que neutralicen la acción de los radicales libres y péptidos y enzimas que ayuden a proteger y reparar las células para contrarrestar el foto-envejecimiento.
¿Qué cosméticos de Schrammek nos recomendarías y por qué?
Uno de nuestros productos más innovadores, la crema Global Defense Cream, combina en un sólo producto un complejo de protección celular que protege tanto de la radiación infrarroja como de la ultravioleta A y B con un SPF 20. Su textura y fácil aplicación, junto a los ingredientes anti-aging que combina, está convirtiendo este producto en el auténtico must de esta temporada.
Para lucir mejor y con un rostro más descansado y vital… ¿algún cuidado especial?
Cuidarse del sol, ya que es la principal causa de envejecimiento de nuestra piel, no importa si te vas a la playa, a la montaña o te quedas en la ciudad, debemos tomarlo siempre con protección y precaución. Aunque estemos de vacaciones, no debemos olvidarnos de limpiar nuestra piel a diario. El ambiente de la época estival que invita al relax, a estar más tiempo en contacto con la naturaleza y a compartir más tiempo con amigos y familia, completarán nuestro kit de belleza.

martes, 14 de junio de 2016

Seis consejos dietéticos que es importante seguir

Aunque todos sabemos lo que debemos comer para mantenernos en el peso y no engordar, somos muy pocos los que cumplimos con las pautas que médicos y nutricionistas nos aconsejan para tal fin. Manuela Verdejo, de la clínica Dalystetic (Cea Bermúdez, 35) hace un repaso por las reglas de oro que llegado el verano, es recomendable adquirir para evitar el efecto rebote y también, cuidar nuestra salud a través de la alimentación, a modo de prevención de enfermedades.
A lo largo de la historia, los pueblos de la cuenca del Mediterráneo han dedicado la mayor parte de su esfuerzo y sabiduría a perfeccionar el arte de vivir. Desde el antiguo Egipto y la Grecia Clásica hasta nuestros días, las distintas culturas y civilizaciones mediterráneas han aportado a esta filosofía lo mejor de su pensamiento, su arte y su gastronomía. Recogiendo las ideas ancestrales de la filosofía oriental, que presta atención a la bioenergía o campo energético de los alimentos, es más sano comer alimentos de la región y de la estación siempre que esto sea posible. Podríamos decir, que incluso es de sentido común.
Por otro lado, la dieta tiene un papel fundamental como factor a tener en cuenta en la prevención de enfermedades. Partiendo de estas premisas, en Dalystetic recomiendan seguir hábitos de vida saludable para afrontar el verano en armonía y con salud, y así disfrutar de un entorno que nos llena estos meses de vitalidad y energía para después afrontar mejor la temporada de otoño e invierno.
Desde la clínica médico-estética Dalystetic, también enfocada en el campo de la nutrición, Manuela Verdejo nos sugiere seis pilares básicos que deberíamos seguir para mantener el peso y al mismo tiempo, cuidar de nuestra salud a modo de prevención.
Seis reglas, seis prioridades
1. Obtención de energía. Esto se consigue principalmente, consumiendo en abundancia gran número de vegetales, frutas, verduras, hortalizas, legumbres y frutos secos, estos últimos indispensables para ello, además de por su alto contenido en fibra. Por ejemplo, podemos añadir piñones o nueces a nuestras ensaladas así como semillas (de amapola, amaranto, lino dorado o sésamo). En cuántos a la fruta y vegetales, Dalystetic recomienda consumir cinco raciones al día de cada, a ser posible crudas y con su piel, aunque para no caer en la rutina, bien puede servir en ocasiones la preparación de licuados o smoothies a los que añadir raíz de jengibre, cúrcuma u otros según el gusto.
2. Al rico cereal. Ojo, sobre todo integrales, evitando los industrializados, los productos refinados, la pasta y el pan blanco… para cambiarlos por la quinoa, el mijo, el arroz rojo salvaje, el bulgur, la espelta, el teff o la kasha (trigo sarraceno). Estos nos aportan fibra e hidratos de carbono completos, los cuales debemos consumir a diario. Para el desayuno, no está de más optar por el salvado de trigo o avena, excelente para ayudar a bajar los índices elevados de colesterol en sangre.
3. La importancia del oro líquido. Fuente imprescindible de grasas saludables y Omega-3, es fundamental en nuestra alimentación un buen aceite de oliva virgen extra (AOVE) en botella de cristal y prensado en frío, para la elaboración y aderezo de toda clase de platos.
4. Mucha proteína. Otro componente necesario para nuestro organismo, que nos ayudará a reparar y crear músculo entre muchas otras funciones es la proteína. Siempre y cuando podamos, debemos obtenerla de carnes blancas y magras como el pavo o el pollo, y limitar el habitual exceso de carnes rojas. También es aconsejable aumentar las piezas de pescado a la semana, en especial el azul (salmón, anchoas, trucha, sardinas…) por su demostrada capacidad para evitar problemas cardiovasculares. Los huevos, que durante muchos años han sido denostados, son siempre bienvenidos como la compra moderada de lácteos, procurando escoger los descremados y en caso de intolerancia a la lactosa, cambiar la leche por bebidas vegetales de almendra, avena, arroz o soja, y el queso por tofu. En cualquier caso, para la regeneración de la flora intestinal y el buen funcionamiento del sistema inmune, no deben faltar tampoco los fermentados como el kéfir, en especial el de agua o leche de cabra, que poblaran nuestro organismo de bacterias sumamente
5. Adiós a la fast food. Aunque una hamburguesa, una pizza o un perrito caliente son siempre una tentación a la que es difícil renunciar, en realidad podemos comerla pero no en cantidad, siempre y cuando la hagamos en casa y con productos frescos y de temporada que realcen el sabor, aroma, color y textura, evitando lógicamente, aquellas que solemos pedir por teléfono bien por pereza o falta de tiempo. También deben desterrarse los fritos y los productos refinados como el azúcar blanco, que se puede sustituir por stevia, miel, panela o sirope de agave, si bien ya lo obtenemos de la fructosa que contienen las frutas que tomamos a diario.
6. El agua, fuente de la vida. Absolutamente necesaria, es el auténtico motor del cuerpo humano. La recomendación de 2L de agua, o lo que serían 8 vasos, es aproximada y cada persona debe beber cuando sienta la necesidad, pero intentando acercarnos a esa medida. El vino, siempre con moderación y en las comidas.

martes, 7 de junio de 2016

Cómo afecta el cloro a nuestra piel, cabello y uñas

Se abre la temporada de piscinas en muchas de nuestras ciudades y es cita ineludible darse el primer chapuzón del año, sobre todo si antes no hemos tenido la oportunidad de ello, aunque para nuestro cabello, piel y uñas, el cloro no sea tal vez lo más indicado, por ese cambio de pH que hace que nuestra piel se reseque aún más, nuestro pelo pierda brillo o las uñas se agrieten. Diversos profesionales del sector de la belleza y estética nos cuentan cómo hacer para evitarlo o al menos paliar esos efectos adversos. Todo es cuestión de prevenir.

Cabello
Son varias las soluciones a un pelo apagado, sin brillo y reseco causado por el cloro de la piscina. Como nos comenta David Lesur, propietario del salón de estética, belleza y peluquería David Künzle: “El efecto que produce en el cabello es sobre todo la sequedad, pero también lo debilita enormemente, tornándolo quebradizo y además, con otros componentes como el hierro y el cobre que se encuentran en las piscinas, distorsionando el color en cabellos teñidos y/o con mechas, de manera que a veces se nos pone como verde”. Es necesario el uso de un spray que proteja nuestro cabello antes de exponernos al sol, también como preventivo para el daño que el cloro ocasiona, junto con una buena ducha para aclararlo bien, tras el baño, y la aplicación de un buen champú hidratante: “Debemos usar más protectores, mascarillas y acondicionadores que sirvan para suavizar las puntas” – recalca Lesur.
Piel
Respecto a la piel, el cloro deteriora su manto graso protector, por lo que es muy importante después del baño hidratarse bien la piel, tanto el cuerpo como la cara. Debemos saber que en ocasiones, el cloro contiene hipoclorito de sodio que puede provocar reacciones químicas en la piel, además de irritación, hinchazones o perdida de melanina. Desde la firma española Sileä
recomiendan su crema Hydraplus Night que ayuda a regenerar, reparar y proteger la piel aportando un extra de hidratación: “En cuánto a tratamientos, Kesä sería el más indicado para el rostro, reparando todas las alteraciones e incluso previniendo, aportando una óptima limpieza del rostro y sobre todo, un extra de hidratación, flexibilidad y luminosidad” concluye Adela Rodríguez, fundadora de la marca. La alemana Schrammek, por boca de su distribuidora oficial en España, Ana Gallego, incide en la diferencia de pH de nuestra piel (5,5) y el agua (7): “Nosotros contamos con un producto excelente para tal objetivo, All Body Lotion, una crema corporal altamente hidratante y de fácil absorción, que no deja tacto pegajoso, por lo que puedes vestirte inmediatamente”.
Jesús Martín, de la firma suiza Wherteimar, con sede española en Barcelona, apunta en la hidratación por el día y una crema nutritiva de noche como manera de reparar los problemas que causa el cloro: “De hecho contamos con cosméticos que son perfectos para ese punto extra de hidratación, pues están basados en los beneficios de las aguas termales, la pureza de las aguas de los glaciares helvéticos y en una sabia y delicada combinación de ingredientes activos naturales”.
Uñas
Como agente irritante, el cloro puede producir hiperreactividad en personas susceptibles, afectando a la adherencia de esmaltes y demás productos para embellecer las uñas, como por ejemplo productos acrílicos, geles o esmaltes permanentes. Berenice Espejo, master educador de la marca norteamericana ORLY, tiene la solución a este problema: “Las uñas se protegen hidratando y nutriendo desde la matriz, bastan unas gotas de aceite para cutículas enriquecido con vitaminas, como nuestro aceite de argán, jojoba y vitamina E o la BB Crème que además las fortalece”.

jueves, 26 de mayo de 2016

EL ENVEJECIMIENTO - ALIMENTACION Y GENES, ¿COMO INFLUYEN?

Madrid, 26 de mayo 2016- El lunes pasado, 23 de mayo tuvo lugar en el auditorio del Centro Cultural MIRA de Pozuelo de Alarcón (Madrid), la presentación – conferencia del libro Lex Vitae es vida, ¿Qué está pasando?, de la mano de sus autores,  el Dr. Santiago Vidal Mauriz y la Licenciada M. Felisa Moral Turiel.

La presentación englobó cuestiones sobre cómo se desarrolla el proceso de envejecimiento en nuestro organismo. Conclusiones obtenidas tras 20 años de investigación y que se encuentran en el interior de Lex Vitae, ¿Qué está pasando?

Durante el acto, el Doctor Vidal, los asistentes pudieron conocer las respuestas  acerca de las verdades y mentiras en el desarrollo del ciclo del envejecimiento. Explicó los orígenes que causan el envejecimiento precoz, quiénes son las personas más propensas a padecer estas manifestaciones tempranas, así como las pautas para prorrogarlas.

¿Cuándo empezamos a envejecer?

Lo que ocurre en el interior de nuestro organismo, es la causa de las transformaciones que presentamos exteriormente. Estos cambios, desembocan en el inicio del envejecimiento y se producen alrededor de los 30 o 35 años, sufriendo las peores secuelas en los rasgos faciales. Son transformaciones muy notables que se hacen más patentes en la década de los 40.

¿Quiénes son más propensos a padecer un envejecimiento prematuro?

El Dr. Santiago explica que el proceso varía en función de la persona, pero que existen factores que propician un aceleramiento en el proceso.

  • Los consumidores de sustancias tóxicas, drogas, alcohol, tabaco, sufren unos procesos de envejecimientos claramente más apresurados.
  • Las personas con obesidad están más predispuestos al desarrollo de múltiples enfermedades, siendo más perjudicial para aquellos pacientes que acumulan la grasa en el abdomen.
  • El estrés, tanto emocional como físico, altera el funcionamiento de muchos órganos y sistemas que provocan más de una enfermedad.

Alguno de estos elementos, vienen causados por un estado de alta oxidación denominado estrés oxidativo que causa daños, a veces irreparables.

¿Cómo influye la alimentación en el envejecimiento?

La alimentación es un factor concluyente en el proceso de envejecimiento, una dieta inadecuada, nos incita a estar más hambrientos, además de provocarnos adición a determinados alimentos.
Existen muchos contaminantes que favorecen el aumento de peso y obesidad y nuestro organismo posee detectores de calorías, de proteínas y de otros nutrientes que activan factores que inducen el envejecimiento.

¿Repercuten los cambios emocionales en nuestro organismo?

“Todas las sensaciones son patrimonio de nuestra corteza cerebral”, Explicaba el Dr. Santiago Vidal Mauriz.
Las emociones influyen de forma directa en nuestro organismo, tanto las positivas como las negativas. El dolor, por ejemplo, lo sentimos cuando somos conscientes de lo que nos provoca, remedios como la anestesia o los analgésicos, solo tienen la tarea de incomunicar el punto doloroso con el cerebro.

Nuestro cerebro recibe impulsos nerviosos procedentes de estímulos que han sido recogidos por nuestros sentidos. Seguidamente, el cerebro codifica, interpreta y descodifica estos impulsos y da una respuesta visual, auditiva, gustativa, olfatoria o táctil poniendo en marcha miles de procesos asociativos, conscientes, subconscientes, infraconscientes o inconscientes.
¿Influyen los genes en el envejecimiento?
La genética es determinante en los procesos naturales del envejecimiento.
En la actualidad, las teorías de envejecimiento por estrés oxidativo y la teoría de la restricción calórica son las únicas con aplicación practica y de utilidad para reducir las alteraciones celulares, así como para permitir una estabilidad tanto intra como extra celular,a demás de una clara actividad recuperadora, evitando en gran medida el daño producido por las proteínas de choque térmico.
Por su parte, la Farmacéutica M. Felisa Moral Turiel, experta en nutrición y estudiosa del envejecimiento y autora de la segunda parte del libro (¿Qué está pasando”) explicó que el 90% de las enfermedades que padecemos se deben a factores ambientales a los que estamos expuestos y no a factores genéticos, ya que a pesar de que disponemos de un genoma heredado, no estamos determinados genéticamente, solo predispuestos.
“Nuestros genes son los que son, sin embargo, podemos actuar sobre ellos, mediante la epigenética y los factores epigenéticos a los que nos exponemos, esto es: dieta, estrés, ejercicio, tóxicos”, explicaba M. Felisa Moral Turiel.
En la actualidad, el Dr. Santiago Vidal Mauriz se encuentra preparando la segunda parte de Lex Vitae, titulada “El bosque” que seguirá respondiendo a las cuantiosas dudas que rodean el proceso del envejecimiento.

miércoles, 25 de mayo de 2016

LA CAVITACION ES IDEAL PARA ELIMINAR LA GRASA LOCALIZADA -Body Shape lipocavitación + radiofrecuencia en SOLMANIA

¿Qué es la cavitación?
La cavitación es una técnica que consiste en hacer que las células adiposas o grasas implosionen y se licuen mediante un aparato que emite ultrasonidos de baja frecuencia consiguiendo disolver la grasa localizada en zonas concretas como el abdomen, los muslos o los glúteos
¿Cómo sale la grasa de mi cuerpo?
Es el propio cuerpo el que se encarga de eliminar el sobrante mediante el sistema linfático o a través del sistema urinario. Se recomienda beber mucha agua durante el tratamiento.
¿Cuáles son los resultados? 
La cavitación no está pensada para bajar de peso. Su objetivo es moldear el cuerpo eliminando grasa concreta  que ni con ejercicio ni con dieta desaparece. Por ejemplo la celulitis. Los resultados de la cavitación son visibles desde la primera sesión, obteniendo una piel más uniforme y suave, pero para conseguir mejores efectos se necesitan al menos 3 sesiones, pero esto depende de cada persona, y del nivel de grasa que se tenga
Mi opinión
El tratamiento de Solmanía además de cavitación, tiene radiofrecuencia que mejora mucho el estado de la piel, tras la primera sesión se nota la zona tratada menos abultada, y la piel más tersa y suave. 
El tratamiento es indoloro, se tiene una sensación de calor mientras lo aplican pero nada de dolor o molestia.
El personal de Somanía en Pintor Benedito (Valencia) me atendió genial y salí encantada y con una próxima cita para hacerme otro tratamiento
 Más información
FACEBOOK: SOLMANÍA OFICIAL
TWITTER: @SolmaniaOficial
INSTAGRAM: @solmaniaoficial



jueves, 19 de mayo de 2016

ADELGAZAR Y CALORIAS

¿CUÁNTAS CALORÍAS GASTAMOS?

Las calorías básicas consumidas diariamente depende de muchos factores, a esto le llamamos el consumo de energía basal.
Edad, con la edad las necesidades energéticas disminuyen, ya no se crece por ejemplo.
Sexo, los hombres en general suelen tener un gasto metabólico mayor debido a su mayor porcentaje de volumen muscular.
Tamaño de la persona, las personas más grandes consumen más que las pequeñas.
Nivel de actividad, independiente de la que necesitamos para el mantenimiento de nuestro organismoPor ejemplo, algunas personas, naturalmente, son más nerviosas que otras lo que consumirán más que las tranquilas.
Factores de salud, como el síndrome de Cushing o el hipotiroidismo, disminuye el metabolismo basal. Igualmente algunos fármacos pueden hacer disminuir el consumo calórico.
Factores externos como la temperatura ambiental, si hace frío nuestro organismo consumirá más energía para mantenerlo a la temperatura adecuada.

CALCULO DEL METABOLISMO BASAL

Se trata de una simple fórmula aunque por supuesto variará según los factores antes comentados, para tener una idea general.
Hay muchos calculadores en internet en el que añadiendo peso, talla y edad calculan aproximadamente este consumo.
Para entenderlo fácilmente, el metabolismo basal sería lo que consumimos diariamente aunque estuviéramos todo el día en la cama sin hacer nada.
Para personas de mediana edad el calculo se puede hacer:
Hombres: (11,6 x kilos de peso + 879) x 2,1
Mujeres: (8,7 x kilos de peso + 829) x 2,1
En general y resumiendo 24 kcal/kg de peso.

¿QUE HACEMOS PARA ADELGAZAR?

Si hemos visto que nuestro organismo tiene un consumo basal,más un consumo por actividad diaria en la que influyen varios factores.
Las calorías que ingiriéramos las deberíamos consumir para mantener este equilibrio y no provocar depósitos o reservas de grasas.
Es decir, hemos de comer lo mismo que gastamos.
Si no buscamos el equilibrio sino eliminar este peso de más, que en definitiva es una exceso de reservas energéticas, deberíamos consumir más energía de la ingerida para que nuestro cuerpo use esa reserva.
En resumen, comer menos de lo que gastamos o viceversa.

DISMINUIR EL APORTE DE CALORÍAS

Para ello hemos de procurar disminuir este aporte no solo de calorías. La dieta baja en calorías.
También el tipo de calorías, evidentemente si queremos eliminar grasas cuanto menos aporte de hidratos de carbono tomemos nuestro organismo irá a buscar esa otra fuente de energía que son los lípidos.
Comer menos hidratos de carbono.
Igualmente aquí encontraremos el porque de la dieta alta en proteínas, si hemos dicho que esta energía es la más difícil de utilizar, si ingerimos esta fuente de energía, las proteínas,  nuestro cuerpo va a usar antes las reservas grasas.
Es importante que comemos y la cantidad.  Generalmente el picoteo es uno de los principales problemas ya que este provoca que comamos más cantidad de lo que deberíamos y cuando estepicoteo es de dulces, todavía es más negativo, ya que estamos dando al organismo continuamente energía, con lo que no conseguiremos usar las reservas de grasa depositada.
Nos podemos ayudar para evita el picoteo, productos que nos ayuden a disminuir la ansiedad como puedes ser el 5HTP (5 hidroxitriptofano), la Garcinia Cambogia, la pasiflora, la L-Teanina y el azafrán.
También pueden ser útiles los suplementos que ayudaran a quitar el hambre, como puede ser las fibras como el Glucomanano (Konjac), el PGX, la goma guar.

DISMINUIR LA ABSORCIÓN DE CALORÍAS

Si los niveles de azúcares sanguíneos son bajos, nuestro organismo va a usar las reservas necesarias. Los suplementos que ayuden a que disminuyan los niveles de azúcar sanguíneo y al buen funcionamiento de la insulina. Entre ellos encontramos, el café verde, el te verde, el cromo, la canela.
Igualmente, si los alimentos que ingerimos, los eliminamos sin el tiempo suficiente de absorber estas calorías nos adelgazaremos, es como actúa por ejemplo el Orlistat y el Chitosan frente las grasas o la Fasolina o faseolamina, frente los hidratos de carbono.
Igualmente todos los suplementos que estimulen el transito intestinal, como pueden ser algunas fibras también nos ayudarán a adelgazar, debido a que los alimentos bajan más rápidamente por los intestinos.
Como suplementos tenemos plantas con efecto laxante como la cascara sagrada, sen o frángula.Los que tienen efecto drenante o estimulan la diuresis como el ortosifon, la piña, las colas de cereza entre otros.
Es importante que tener en cuenta que tanto los laxantes como los diuréticos, aunque sean naturales, hay que tomarlos ocasionalmente y durante tiempo limitado ya que crea hábito y puede provocar la perdida de nutrientes esenciales.

AUMENTAR EL METABOLISMO BASAL


Parece difícil aumentar esta necesidad de energía  involuntaria que necesita nuestro organismo para vivir, aunque la naturaleza y la industria farmacéutica nos aporta sustancias para ayudar a que nuestro organismo consuma más calorías incluso durmiendo.
El ratio del metabolismo basal disminuye mucho en algunas enfermedades como el hipotiroidismo o la enfermedad de Crohn.
El médico será el que ha de regular en estas enfermedades con la medicación oportuna.
Igualmente cambios metabólicos y hormonales como la menopausia provocan esta disminución del consumo energético. O la edad, la senescencia disminuye estas necesidades energéticas.
Dentro de  estos productos son los que podemos llamar como quemadores.
Las bases xánticas como la cafeína o la teina, el guaraná, el mate, ginseng y fucus entre otros.

AUMENTAR EL GASTO CALÓRICO

Muy unido al punto anterior, para aumentar el gasto energético hay que aumentar la actividad o lo que llamamos el consumo voluntario de calorías.
Es por ello fundamental el ejercicio, la actividad diaria, que además de aumentar el consumo, mejorará todas las reacciones metabólicas del organismo.
Al aumentar las necesidades de energía si comemos menos o aunque sea lo mismo, nuestro organismo empezará a usar las reservas, si a ello le unimos que no hay energía rápida como los hidratos de carbono.
Todos los productos mencionados anteriormente nos activaran el metabolismo, así nos moveremos más y nuestro cuerpo gastará más calorías.
Las actividades aeróbicas, como el correr, nadar, andar, saltar … aumentan más el gasto calórico que las anaeróbicas.

martes, 12 de abril de 2016

¿Por qué no funcionan las dietas de adelgazamiento?

Se estima que entre el 96-98% de las personas que hacen dieta tienden a recuperar todo el peso perdido en un plazo de 2-3 años. Además, cuanto más rápido se pierde, más rápido tienden a recuperarlo. ¿Cuáles pueden ser las razones de este fracaso? Podemos encontrar distintas:
  • Los atracones. Una dieta excesivamente restrictiva disminuye la adherencia al tratamiento. Seamos sinceros, cuando se tiene hambre en lo último en lo que se piensa es en lechuga, manzanas y espinacas y menos después de varios días de pasar hambre y tener que hacer frente a los duros entrenamientos…
  • La reducción de la tasa metabólica. De la misma manera que nosotros reducimos nuestros gastos y nos apretamos el cinturón cuando nuestro presupuesto se ve disminuído, nuestro organismo activa el “modo ahorro” cuando dispone de menos calorías de las que puede obtener energía. Por tanto, cuanto más se restringe la ingesta, menos energía requerirá el organismo y más difícil se hará que baje de peso (especialmente la grasa corporal) Es por este motivo, que los cambios a largo plazo serán más exitosos y fáciles de mantener en el tiempo que las dietas severamente restrictivas.
  • Falta de voluntad en el mantenimiento de los hábitos adquiridos. No debe entenderse el “comer bien” como un “kit-kat” o un proceso transitorio tras el cual seguiremos inflándonos a comer chocolate, bollería y patatas fritas. El máximo objetivo debe ser nuestra salud, no lo que marque la báscula. Un enfoque diferente a este último no conllevará más que una guerra constante, inecesaria e ineficaz contra nosotros mismos y nuestro peso
  • Menos peso corporal no es menos grasa corporal
  • El peso es un nulo referente de la composición corporal, principalmente si hablamos de deporte. Para entender este último concepto sólo tendremos que visualizar a un culturista de 150 kg y un obeso de 150 kg ¿tienen ambos la necesidad de adelgazar? No, puede que el culturista tenga un 5% de grasa corporal mientras que la persona que padece obesidad tenga un 40% De la misma manera se puede tener un peso adecuado para edad, sexo y altura pero un porcentaje de grasa corporal elevado.
    Lo recomendable es acudir a un profesional que determine nuestro porcentaje de grasa corporal mediante la realización de un estudio antropométrico. Las mediciones de pliegues cutáneos, perímetros corporales y diámetros son útiles para su estimación. Es importante destacar que estas mediciones deben ser realizadas por un antropometrista entrenado siguiendo protocolos estandarizados 

    Claves para adelgazar haciendo deporte

    • La salud debe ocupar el primer puesto de la lista de prioridades anteponiéndose al bajo peso corporal. A largo plazo, esto beneficiará el rendimiento deportivo
    • Recurrir a un profesional dietista-nutricionista que elabore una pauta dietética personalizada en función de tus necesidades, gustos/aversiones, estilo de vida así como de la temporada en la que te encuentres (período vacacional/lesiones, entrenamiento intenso, competición…) y que mediante un estudio antropométrico determine si es necesaria o no la pérdida de peso. Nuestra dieta tiene que adaptarse a nosotros y no al revés. De esta manera el proceso será cómodo y sostenible en el tiempo.
    • Una alimentación equilibrada se sustenta en dos pilares básicos: la calidad y la cantidad de lo que se come. Aunque consigamos bajar peso porque nuestra intesta calórica sea inferior al gasto realizado con la actividad, hay que vigilar la calidad nutricional de nuestra dieta: disminuir o eliminar los alimentos superfluos (patatas fritas, precocinados, bollería, refrescos azucarados…), sustituir los cereales refinados por integrales, consumir frutas y verduras en abundancia…
    • Cuida el porqué. Sorprendentemente, la mayoría de los alimentos que consumimos a lo largo del día los ingerimos por razones diferentes al hambre. Algunos argumentos comunes son:
      • El reloj dice que es hora de comer
      • La comida sabe muy bien
      • Sentirse aburrido o cansado
      • Comer como recompensa
      • Confundir la sed con el hambre
      • Comer fuera de la costumbre
      • Comer porque está ahí
      • Comer más porque no siento saciedad (debido a que lo hago tan rápido que no doy tiempo a sentir la señal de saciedad)
      • “Por si acaso me da hambre después”
      • No pongas el “piloto automático” a la hora de comer. Tómate tu tiempo y pregúntate: ¿Tendría tanto hambre como para comerme una manzana o una ensalada? Esto te hará diferenciar el hambre de la gula. Además párate y piensa si te está presionando a comer el estrés o el aburrimiento. Toma distancia, antes de comer sin más.